Vacunate contra la gripe y el neumococo

Si sos afiliado de PAMI y tenés más de 65 años aplicate GRATIS las vacunas presentando credencial y DNI.

A continuación, completá los datos solicitados para encontrar tu punto de vacunación más cercano.




* Campos obligatorios.

Importante:

  • Es importante recordar que todas las vacunas son seguras.
  • La VACUNA ANTIGRIPAL previene las complicaciones del virus de la gripe que cambia año a año.
  • Las VACUNAS ANTINEUMOCÓCICAS protegen contra la neumonía y la meningitis.
  • Si tenés alguna duda, consultá a tu Médico de Cabecera.
  • Son las bacterias responsables de la neumonía y la meningitis neumocócicas. Las personas con mayor riesgo de padecer estas enfermedades son los niños, las personas mayores y las personas con enfermedades crónicas.
  • Aplicarse las vacunas antineumocócicas es la mejor forma de prevenir las enfermedades causadas por estas bacterias.

Existen dos vacunas contra el neumococo y ambas te protegen de enfermedades como la neumonía y la meningitis. Si el Neumococo fuera una familia, los serotipos serían los miembros de esta familia de bacterias. Por eso necesitamos dos vacunas diferentes. Cada una de ellas te protege contra un grupo de serotipos y las dos juntas, aplicadas con un intervalo de un año te brindan mayor protección. Por eso, si en 2017 te aplicaste la vacuna Prevenar 13, este año podés aplicarte la segunda vacuna para completar el esquema y aumentar tu protección.

Las vacunas contra el neumococo NO son estacionales y por eso pueden aplicarse en cualquier época del año.

  • Personas mayores de 65 años.
  • Niños y adultos con enfermedades inmunológicas o crónicas, como diabetes, obesidad, enfermedades respiratorias o cardíacas y VIH, entre otras.
  • Bebés de 2, 4 y 12 meses.
  • Personas mayores de 65 años.
  • Niños y adultos con enfermedades inmunológicas o crónicas, como diabetes, obesidad, enfermedades respiratorias o cardíacas y VIH, entre otras.
  • También deben vacunarse embarazadas, bebés entre 6 y 24 meses y personal de salud.
LAVÁ TUS MANOS
Frotalas con abundante agua y jabón por lo menos durante 20 segundos
sin olvidar las muñecas y entre los dedos.
TOMÁ MEDIDAS DE CONTROL PARA TOSER Y ESTORNUDAR
Cubrite con un pañuelo descartable o utilizá el pliegue de tu codo.
UTILIZÁ ALCOHOL EN GEL
Disminuye la transmisión de virus respiratorios.
No reemplaza el lavado de manos.